Los pozos

04/05/2007, Santiago Sáchez de Toca

​​

Los pozos son unas construcciones sencillas destinadas al abastecimiento de agua tanto para el consumo humano, de los animales, así como para el riego de las huertas próximas.

Suelen estar cercanos a la vivienda para facilitar su uso, sobre todo en invierno, pero lo más apartado posible de las cuadras para evitar la filtración de purines. A veces estaba dentro de la casa, en un muro, en el pasillo o incluso próximo a la cocina.

Generalmente son de propiedad privada, aunque en Galicia existen casos de pozos de carácter comunal.

El costo de la realización de estas construcciones se ve compensado por su proximidad al lugar de consumo y por que aseguran un mejor aislamiento térmico de sus aguas.

Hasta tiempos relativamente recientes, fueron poco frecuentes, pues en Galicia existe una gran abundancia de agua lo que permite disponer de ella en infinidad de fuentes, manantiales y minas.

El pozo es una excavación vertical de planta circular, aunque a veces puede ser cuadrada. Su profundidad es variable según el tipo de suelo y el nivel de la capa freática.

Las paredes están protegidas por un muro de cachotería de piedra y en el mejor de los casos se realizan a base de canterías o sillares. En los pozos más modernos se emplea el ladrillo y los anillos prefabricados de hormigón.

Aunque usualmente las aguas salen a poca profundidad, se suele ahondar más para evitar en lo posible la contaminación que pueda provenir de la superficie, y para aumentar el volumen del agua de reserva.

Alrededor de la embocadura lleva un murete de protección o peitoril de 0,90 - 1 metro de altura de forma cuadrada o circular que evita la caída de personas y animales.

En sus proximidades suele estar ubicado el lavadero para lavar la ropa de la casa. El lavadero suele ser de forma rectangular y dispone de dos o más losas inclinadas en su zona alta.

En ocasiones este lavadero está realizado en una sola pieza de piedra (foto).

Así mismo a uno de sus lados puede estar ubicado un pío de piedra donde abrevaba el ganado. Estos depósitos se llenaban de agua con la ayuda de un cubo.

La construcción de los pozos suele responder a dos tipologías: pozos descubiertos y pozos cubiertos.

Dibujo del libro A casa de Xaquín Lorenzo en el que se muestra el cambón o bimbastro para sacar agua de los pozos poco profundos o subirla de los ríos o regatos. A la derecha diferentes versiones de la vara con el pié

 

Pozos descubiertos:

(Dibujo del libro a Casa de Xaquin Lorenzo "Xocas") en los que a partir del nivel del terreno se levanta el brocal o peitoril construido con muros de piedra de cachotería de cierto espesor, aunque en casas de cierta importancia económica se usaban sillares o bien canterías. Sobre este murete se sitúan unas columnas que sirven de soporte a la pieza en que se asienta el dispositivo para sacar el agua.

Cuando el agua estaba muy próxima a la superficie se utilizaba el chambón o bimbastro (Dibujo del libro A casa de Xaquin Lorenzo "Xocas) para sacar el agua, especialmente para el riego de las huertas.

 

Pozos cubiertos:

(Dibujo del libro a Casa de Xaquin Lorenzo "Xocas") Tienen la ventaja sobre los anteriores de que se disminuyen las perdidas de agua por evaporación y se evita en lo posible la contaminación superficial. Pueden llevar unos soportes de piedra o madera que aguantan un tejado a una o dos aguas, o bien formar un cuerpo entero de peitoril y cubierta, con una apertura de acceso orientada normalmente a la zona protegida de los vientos y que suele disponer de una puerta de cierre.

En uno y otro caso el agua se extraía con ayuda de un cubo suspendido de una cuerda o cadena que se deslizaba a través de una roldana colgada de un armazón o del techo y tirando directamente con ayuda de las manos. Más modernamente se utilizan medios mecánicos de extracción (bombas manuales de hierro o madera, bombas eléctricas, mecanismos movidos por el viento, caso de Cobarrodeiras y O Prioiro).

Distribución por lugares de las tipologías de pozos

En la zona de Cobas encontramos las dos tipologías, siendo más frecuentes los pozos descubiertos, aunque en algunas zonas como Soa Graña, Campotes, Pedra Blanca, O Prioiro, y Ragon existen varios pozos cubiertos.

En general los pozos están construidos con piedra poco elaborada y de baja calidad, aunque en la zona de Aldea se constataron elementos muy trabajados realizados en cantería.

En los pozos cubiertos, tanto los muros como la cubierta suelen estar realizados con piedra de la denominada de cachotería, aunque la zona tanto del peitoril como del recercado de la apertura de acceso suelen estar realizados con piedras de cantería. La cubrición puede estar realizada con elementos de piedra formando bóveda o bien con losas de pizarra. Este tipo de construcciones de mayor calidad son las encontradas en el valle de Papoi, lugar de Fontá (planta redonda) y en el lugar de A Boucella (planta cuadrada)

Para impedir la caída de objetos la mayoría de los pozos descubiertos de la zona presentan la boca del brocal cerrada, provista de una puerta o trampilla que se abre para la extracción del agua.

El muestreo realizado de pozos fue de 81 unidades (76 en la parroquia de Cobas y 5 en la zona de Papoi), arrojando los siguientes resultados:

 

Pozos cubiertos:   11 unidades, de los cuáles:

—9 son de planta redonda, realizados en piedra de tipo cachotería tanto en muros como en cubierta (dos de ellos disponen de cubierta reforzada por losas de pizarra)

—2 son de planta cuadrada, uno de ellos realizado en piedra de cantería y cubierta de losas de pizarra

 

Pozos descubiertos:   70 unidades, de los cuales:

—59 son de planta circular (de  ellos 5 de cantería, uno con dintel de madera; 14 con peitoril de piedra de cachotería al natural y 6 con peitoril de cachotería enfoscada).

—14 son de planta cuadrada (de ellos 1 con peitoril de cachotería, 4 con peitoril de cachotería enfoscada de cemento, y 9 de ladrillo enfoscado.

Para este muestreo solamente se han tenido en cuenta los pozos tradicionales. Actualmente la construcción de los pozos se realiza generalmente a base de una perforación por medios mecánicos empleando una barrena. Por este método se alcanzan profundidades de 80 o incluso más metros, efectuándose la extracción de las aguas por medio de bombas.

Pozo descubierto
Pozo cubierto
Pozo cubierto
Pozo descubierto
Pozo descubierto
Pozo descubierto
Pozo cubierto
Pozo descubierto
Pozo descubierto
Pozo descubierto
Pozo descubierto
Pozo cubierto
Pozo cubierto
Pozo descubierto
Pozo descubierto
Pozo descubierto perteneciente a la Casa de Ríos (Cobas, Aldea)
Pozo descubierto perteneciente a la Casa de Ríos (Cobas, Aldea)

 

Las fotografías e ilustraciones que complementan el presente artículo han sido realizadas por el autor.

<< Voltar